viernes, 16 de junio de 2017

Lechucita Vizcachera, de hábitos diurnos, casi siempre podemos encontrarla

Es casi seguro que logres encontrar a la Lechucita Vizcachera (Athene cunicularia) en una salida de avistaje, por la gran cantidad que puebla nuestros campos y sus hábitos diurnos. Ambos progenitores vigilan con celo su nido subterráneo; por ello al pasar como intrusos cerca del refugio de sus pichones no dudarán en lanzarse con fuertes chillidos sobre nosotros, atreviéndose incluso a rozar nuestra cabeza. Ocupa las tres Américas y recibe por ello nombres muy diversos: Lechucita Pampa en Argentina, Pequén en Chile, Cuco de sabana en Cuba, Tecolote Llanero en México, Lechuza de los Arenales en Perú, Mochuelo de Hoyo o Guarracuco en Venezuela, Murruco en Colombia y Búho Terrestre en Ecuador. Para los TobasChiyet.

Avistaje de aves en Argentina, Salta. Birdwatching y fotografía de Juan Carlos Gorrini.
Es inconfundible la voz de alarma de la Lechucita Vizcachera.

Lechuzas, Búhos y cultura
No habiendo encontrado creaciones específicas para la Lechucita Vizcachera, veremos entonces Lechuzas y Búhos grupalmente. Están entre las aves más vinculadas al arte y cultura en todo tiempo y lugar siendo muy distintas las interpretaciones de su presencia o los poderes sobrenaturales que se le asignan: para los Mayas pueden ser tanto un símbolo de fertilidad como mensajeras de muerte, siendo esa dualidad muy común en diferentes culturas.
Por sus hábitos nocturnos, Lechuzas y Búhos son usualmente asociadas a seres malignos. Por sus ojos grandes y mirada penetrante se le asignan facultades de conocimiento y sabiduría; ya los antiguos griegos consideraban como animal sagrado de Atenea a una Lechucita o Mochuelo:

Avistaje de aves en Argentina, Salta. Birdwatching y fotografía de Juan Carlos Gorrini.
La influencia de Lechucitas, Mochuelos y Búhos en la cultura es reflejada por estas monedas. A la izquierda reverso de Tetradracma griego del Siglo V A.C. A la derecha reverso de un Euro griego del año 2002 que reproduce fielmente la anterior. El anverso del Tetradracma tiene la cabeza de Atenea ornada con casco y laureles. La sabiduría y el valor ... asociadas con la economía !!!

En el noroeste argentino habitan las comunidades indígenas Toba - Qom y Mocoví. Tienen ellas una especial relación mítica con estas aves. Eduardo Custodio es un Toba nacido en la provincia de Chaco; de su blog dedicado a las "raíces Tobas" he tomado estas valiosas imágenes y textos:

Avistaje de aves en Argentina, Salta. Birdwatching y fotografía de Juan Carlos Gorrini.
Los Toba - Qom elaboran notables artesanías
representando diferentes lechuzas y búhos.
“El Chiyet -Lechucita Vizcachera, Athene cuniculiaria- anda en todas partes, la cabecita es parecida al Caburé. El Chiyet nada más es una ave vigilante. Los Qom a veces van a mariscar -cazar- al campo, a veces dos o tres días o una semana. Los mariscadores hacen su campamento en el monte y cuando Chiyet canta -siempre en el campo porque no se mete en el monte- alerta que alguien esta viniendo, alguien anda en el campo. Ese es el aviso, por eso está bien metida dentro de la cultura” nos cuenta Eduardo Custodio.

Avistaje de aves en Argentina, Salta. Birdwatching y fotografía de Juan Carlos Gorrini.
Artesanías Toba - Qom. Izquierda: Qoloxolqoq o Alilicucu Común.
Derecha: Chiyet o Lechucita Vizcachera.

Y agrega Fernando “El TonolecCaburé Chico, Glaucidium brasilianum- es una lechuza que en Chaco se conoce como el ave para el payé (nota: brujería o hechizo). Tiene un pico gris oscuro que lo diferencia del Chiyet y su cabeza es más chata. De día caza los pájaros, esa es la comida de él. Los pájaros se juntan cerca de él. Nos preguntamos por qué; es como que los enpayesa (nota: los hechiza), se vuelven locos. Ahí esta el secreto ...” . A esto yo añado que en el Chaco las numerosas versiones de la leyenda del Rey de los Pájaros -el Caburé Chico o Tonolec- indican que los hijos de las Lechucitas son su presa preferida.

Avistaje de aves en Argentina, Salta. Birdwatching y fotografía de Juan Carlos Gorrini.
Artesanías Toba - Qom. Chiguirqic o Ñacurutú.
Lo consideran el más fuerte y ofensivo de los Búhos.

Es interesante la leyenda Toba - Qom sobre cómo aparecieron en la tierra algunas aves. Al relatarla imagino que intentan enseñar a sus niños el valor de la obediencia: " ... dice la historia que algunas aves antes eran personas. 
Pasó en el mundo como un fuego que quemó todo, todo el campo, todo el monte, quedó todo cenizas. Pero antes un Pioxonaq -Chamán- fue avisado; le dijeron que haga una cueva bien larga y se meta toda la gente que había. Ese Qoloxolqoq y el Chiguirqic eran personas que ya tenían esos nombres. Dentro de la cueva fueron avisados que pasó todo el fuego. Les habían dicho que para salir tenían que salir cubiertos y despacito ir levantando el velo sino se convertían en animales. Y así cuando salieron, por apurados para mirar todo de golpe se convirtieron en aves. Había pocos obedientes y así se empezó a multiplicar de nuevo la gente. Esa es la Historia del Qoloxolqoq y el Chiguirqic. No sé en qué año, nuestras culturas son milenarias". Gracias Fernando Custodio por tu aporte cultural !!!

Avistaje de aves en Argentina, Salta. Birdwatching y fotografía de Juan Carlos Gorrini.
Mientras decide hasta dónde te dejará acercar, la Lechucita Vizcachera no dejará de vigilarte.

Leyenda Guaraní de la "Suindá" (nota: se trataría de la Lechuza de Campanario). Tal vez alguna Lechuza te ha "chistado" al pasar cerca de ella y no conoces su significado. La creencia popular es que si se oye siete veces durante una noche este chistido ... una desgracia se aproxima. La leyenda Guaraní te explica muy bien el por qué:

Una madre con siete hijos y cuya profesión era trabajar en la costura, destinaba su labor a hacerse trajes que lucía después en las fiestas, descuidando en cambio a sus hijitos. Un día al regresar de un baile se encontró que sus hijos habían perecido de frío. Lloró desconsoladamente, y mientras el llanto bañaba su rostro, se fue transformando en un ave que lanzaba cortantes chistidos, semejante al rasguido de una tela al cortarse o rasgarse. Los chistidos que lanza son siete, como si rasgase siete veces la tela para hacerle un abrigo a cada uno de sus hijos.

Avistaje de aves en Argentina, Salta. Birdwatching y fotografía de Juan Carlos Gorrini.
Ataque de Lechucita Vizcachera. Un instante después pasó rozando mi cabeza.
La causa: yo caminaba cerca de su nido, la madriguera donde estaban sus crías.

Pasemos ahora al canto con una pequeña selección que podríamos llamar "América le canta a la Lechuza" ...

1) Desde Argentina, milonga La Lechuza interpretada por Antonio Tormo. Su autor es José Adimanto Zavala.

Pobrecita la lechuza
por muchos tan despreciada
será porque no es bonita
ni canta como calandria

Parada en el poste mira
de frente a los cuatro rumbos
de frente y no de soslayo
como nos miran algunos

En sus chistidos parece
que pide que nos callemos
cada vez hablamos más
y menos nos entendemos

Dicen que anuncia desgracias
que es bicho de mal agüero
cuántos hay que las provocan
sin anunciarlas primero...

Sin ser lechuza en el mundo
abundan los agoreros...


Sigamos en Argentina. Acaso podía faltar un tango sobre nuestro emplumadito ? Los hermanos Julio Navarrine y Alfredo Navarrine pensaron que no y compusieron Lechuza. Les presento dos versiones: la cantan Edmundo Rivero y Carlos Gardel.

Pálido, triste, maltrecho,
un andrajo parecía,
llegó cuando anochecía
al barrio, buscando techo.
Quién sabe dentro del pecho
que tragedias le mordían,
que cayó al pie de un balcón
manoteando el corazón.

Y Lechuza, por su mal,
oyó que cantaban tras el ventanal:
Como un graznido, que el aire cruza,
ahí va Lechuza, rumbo al olvido.
Su vida ha sido triste y sombría,
cual agonía que arrastrando va.
Su muchachada de rompe y raja
se fue a baraja ya derrotada.
Hoy su barriada cambió de traje
y el malevaje trabajando está...
Y al callar la voz fatal
Lechuza besaba la cruz de un puñal.

Cuando apuntó el día nuevo
le estaba echada su suerte.
Lo halló desangrado, inerte,
un botón que iba a relevo.
Era el último malevo
que se iba rumbo a la muerte.
Y cayó al pie del balcón,
manoteando el corazón.
Y al callar la voz fatal
Lechuza besaba la cruz de un puñal.

Edmundo Rivero:

Carlos Gardel:

2) En Chile llaman Pequén a esta lechucita. Además de cantarle, en su folklore tienen un baile zoomorfo sensacional !!! Disfruten, en canto y baile, El Pequén de Rolando Alarcón.

De la cordillera vengo
pelo a pelo en un Pequén.
Él a Pequena conmigo
y yo a Pequena con él.

¿A'ónde y a'ónde, a'ónde estará?
Viva la patria y la libertad...
¿A'ónde y a'ónde, a'ónde estará?

Una chinita me 'ijo
que la llevara pa' bajo.
Yo le contesté y le 'ije:
que te lleve quien te trajo.

He visto de luto al cielo,
de paño blanco a la luna.
Ayúdeme a hacer el duelo
que ya se va mi fortuna.



Agrego un tema instrumental chileno El Pequén, interpretado por el célebre arpista José Véliz. Otra joya musical en el folklore dedicado a la Lechucita Vizcachera !!!


3)  Qué tal un Huayno del Perú ? El grupo Los Herencia interpreta La Lechuza Vanidosa.


4) Volamos hasta México, Honduras, El Salvador y Guatemala, donde llaman Tecolote a varias especies de lechuza, incluso a la Vizcachera. Ese nombre proviene de la lengua Náhuatl.

Si yo fuera un Tecoloteno me gustaría volar 
estuviera en mi nidito acabándome de criar
te curi curi curi cu te curi curi curi cu
estuviera en mi nidito acabándome de criar

yo soy el Tecolotito que viene de Potosí
nomás me vengo a llevar a una pollita de aquí
te curi curi curi cu te curi curi curi cu
nomás me vengo a llevar a una pollita de aquí

yo soy el Tecolotito que viene de Apatzingán
nomas me vengo arrimar a una pollita de acá
te curi curi curi cu te curi curi curi cu
nomás me vengo arrimar a una pollita de acá


La canción infantil mexicana Tecolote de Guadaña es interpretada aquí por el Rutgers Children's Choir. Acaso la cultura y el arte reconocen fronteras artificiales ?

Tecolote de guadaña, pájaro madrugador,
Si tuviera tus alitas, para ir a ver a mi amor.
si tuviera tus alitas, si tuviera tus alitas,
si tuviera tus alitas para ir a ver a mi amor. 
Tícuri cui, cui, cui, tícuri cui, cui cui, Tícuri cui, cui, cui,
Pobrecito Tecolote, ya se cansó de volar. 
Tícuri cui, cui, cui, tícuri cui, cui cui, Tícuri cui, cui, cui, 
Pobrecito Tecolote, ya se cansó de volar.


5) En Estados Unidos, la música Country refleja usos y costumbres que hacen al folklore de ese país. Buscando en la web, encontré esta pieza llamada The Owl and I (La Lechuza y Yo), grabada por Hank Snow en 1955. Sus autores, el matrimonio Boudleaux Bryant y Felice Bryant, imaginan a una joven pareja de enamorados observada con cierta envidia por una solitaria lechuza y un no menos solitario joven, ambos abandonados por sus respectivos amores. Comparten su soledad toda esa noche, conteniendo lágrimas e imaginando encontrar "alguien que nos hará felices, otro amor, pero ¿¿ quién ??".

Whoo-whoo-whoo ...

A boy and girl were kissing beneath a linden tree
A lonely owl was watching a little jealously
It seemed that he was saying I want my sweetheart too
But she's flown off with someone I often wonder who.

Whoo-whoo-whoo ...

The summer moon grew brighter the owl looked down at me
He saw that I was lonely alone the same as he
He thought of his beloved and as I thought of you
He asked the same old question that I am asking you.

The owl and I were blinking and fighting back the tears
We sat all night together like friends of many years
We both are hoping someday to find somebody new
Someone who'll make us happy another love but who.

Whoo-whoo-whoo ...


6) Cierro los videos haciendo referencia no a canciones sino a una película infantil: La Leyenda de los Guardianes de Ga'Hoole, producida en el año 2010 por Warner Bros, basada en la saga literaria Ga'Hoole de Kathryn Lasky y dirigida por Zack Snyder. Para salvar su bosque de las fuerzas del mal que deseaban destruirlo, las lechuzas y búhos debieron emprender un peligroso viaje para alcanzar las grandes virtudes de sabiduría, valentía, sinceridad y honestidad. A continuación un trailer en español de esta maravillosa fantasía que estimula comportamientos sociales positivos en nuestros niños.


Todavía tenemos un "extra" en la cultura vinculada a Lechuzas y Búhos ...

Serafín J. García fue un poeta y escritor uruguayo que trascendió las fronteras de su país. Su primer trabajo (y por muchos años) fue en la Policía de Uruguay como telefonista. Allí comenzó a escribir una obra nativista y en ocasiones dedicada a la educación infantil. Su poema La Lechuza describe en realidad a un hombre marginado, y sin recursos para superar su desdicha. Es perfecta la analogía entre carecer de alas y el impedimento al vuelo de un espíritu libre.

Sos un bicho infelís. Naides te quiere. 
De tuitos laos vivís escurrasada. 
Y hasta los mesmos pájaros te juyen 
porque tienen a menos tu compaña. 

Cierto que con tus ojos amariyos 
-que aujerean la noche más toldada-, 
con tus patas cuartiadas y macetas 
y tu pico dao güelta, sos fierasa. 

Cierto qu'en lo sanguanga y desabrida 
ni el Juan Grande t'iguala, 
y que tu canto es un chiyido sonso 
que ni a un gurí de teta li hace gracia. 

Pero eso no es pecao. Hay otros pájaros 
que son fieros tamién, y que no cantan, 
y algunos, como el toldo, 
que de haraganes ni pichones sacan. 

Y solamente a vos te tienen tirria. 
Hasta se ha dao en crer que tráis disgracia, 
y que andás en negocios con mandinga 
y le chistás, de noche, cuando pasa. 

Y no falta quien diga 
que a la muerte tamién solés cuartiarla, 
y que hay velorio en fija 
cuando gritás tres veces enrabadas. 

Vos, como si supieras que te odean, 
vivís lo más del día acuquinada 
en la puerta'e tu cueva, o en un poste, 
bombiando con recelo a los que pasan. 

Sólo de noche te sentís a gusto, 
porque la noche no se fija en fachas, 
y a tuitos, pa que no haygan diferiencias, 
en el luto'e su poncho los iguala. 

¡Qué destino amolao! ¡Sin un delito 
y a matreriarle al chumbo condenada! 
¡Sólo porque Dios t'hiso fiera y triste 
y te negó la cencia'e las calandrias! 

Hay hombres como vos. Naides los quiere. 
Son como oveja negra en la majada. 
Y más pobres que vos, más infelices, 
porque pa juirle al mal, ¡carecen de alas!

Avistaje de aves en Argentina, Salta. Birdwatching y fotografía de Juan Carlos Gorrini.
La mirada fija y penetrante de los Strigidae nos hace vincularlos a la sabiduría.
Otro poema sobre lechuzas pertenece al escritor y político argentino Leopoldo Lugones.

Evocando tristes cruces,
y cosas de sepultura,
prende ante la cueva oscura
su linterna de dos luces.

Cierra un claro anochecer
lentos ojos de amatista,
y ella al caminante chista
o habla con voz de mujer.

Y en aquel falaz remedo
de incomprensible palabra,
pone su burla macabra
la loca risa del miedo.

Sonograma de la Lechucita Vizcachera, Athene cunicularia
(registro de Miguel López Lanús)


Ornitología (Fuente Wikipedia):

NOMBRE COMUN Lechucita Vizcachera
ORDEN Strigiformes
FAMILIA Strigidae
NOMBRE CIENTIFICO Athene cunicularia

Características físicas y de conducta
Búho o mochuelo pequeño, de unos 23 cm de largo. Ojos amarillos, cejas blancas, dorso castaño oscuro moteado de blanco. Una banda blanca atraviesa la garganta. El pecho y el vientre son blancuzcos con barras pardas. Las patas son muy largas y la cola corta.
Tiene hábitos terrestres, anida en madrigueras y caza planeando, a menudo de día aunque preferiblemente de noche. Tienden a evitar el calor del mediodía.

Alimentación
Se alimenta de reptiles pequeños e insectos. 

Reproducción
Anida en verano en una madriguera que excava, de hasta 2 m de largo bajo tierra, donde pone de 5 a 8 huevos blancos y redondos.

Hábitat y distribución geográfica
Se encuentra en paisajes abiertos: pastizales, áreas agrícolas, desiertos, o cualquier otra área seca libre de vegetación arbustiva.
Habita toda América desde Estados Unidos hasta Chile y Argentina, incluso islas del Caribe y del Atlántico Sur.

Avistaje de aves en Argentina, Salta. Birdwatching y fotografía de Juan Carlos Gorrini.
Mapa de distribución de la Lechucita Vizcachera, Athene cunicularia





4 comentarios:

  1. Muy Hermosa, bella publicaciones . Ahora pude ingresar perfectamente , abrazos

    ResponderEliminar
  2. Me alegra que te haya gustado, gracias por tu visita. Mi cordial saludo.

    ResponderEliminar
  3. Sufro por qué los tratores le hicieron que cambiarán tres veces los nidos con el arado digamos que murieron tres temporada de pichones de lechuza el porteño .

    ResponderEliminar
  4. Una belleza esta entrada, disfruté muchísimo la lectura. Justamente buscaba información sobre la lechuza vizcachera después de haber recibido su visita en la puerta de mi casa en Chascomús. Una dama hermosa, que reverenció peleadora y luego se fue.

    ResponderEliminar